En agosto se pondría en funcionamiento el nuevo polo judicial

“Este puede ser el año del gran cambio para la justicia de Mendoza”. Así lo señaló el Presidente de la Suprema Corte, Dalmiro Garay, durante su recorrido por las instalaciones donde funcionará la justicia penal. Aseguró que pretende concretar el traslado durante la feria judicial.

Dalmiro Garay concretó esta semana lo que podría ser su última visita al edificio que la Suprema Corte de Justicia tiene en el nuevo Polo Judicial Penal, previo a su definitiva apertura. En términos técnicos, la construcción de última generación ingresó en la etapa de entrega y sólo restan detalles para la logística del traslado de todas las dependencias penales de la Corte, que podría concretarse aprovechando la próxima feria judicial.

“Si todo sale bien, en agosto ya podríamos estar trabajando en este nuevo edificio que mejora notablemente las condiciones de trabajo para todos nuestros empleados. El Polo Judicial y el expediente digital pueden marcarnos un año de gran cambio para el sistema de justicia”, afirmó Garay.

Poco más de 17.000 metros cuadrados de superficie construida se destinaron al flamante espacio en el que funcionará todo el sistema penal de la Primera Circunscripción Judicial (Gran Mendoza). El edificio ubicado entre calles Plantamura y Atahualpa Yupanqui de Ciudad (detrás del penal de Boulogne Sur Mer) cuenta con un total de 25 salas de audiencias, con 4 de ellas preparadas específicamente para el desarrollo de juicios por jurados.

“Esta recorrida fue gratificante. Estamos ante instalaciones que nos permiten materializar un esquema de justicia que, en los papeles, hemos empezado a aplicar. Vamos a contar con un lugar apto para todo el fuero penal colegiado y el desarrollo de juicios por jurado. Integramos al Ministerio Público Fiscal y al Ministerio de la Defensa Pública con lo cual todo el sistema penal estará mudado a este espacio”, comenzó diciendo Dalmiro Garay una vez finalizada la visita que incluyó los despachos de jueces, playas de estacionamiento, patios internos y puntos de atención al público.

Obras anexas externas y acuerdos para la entrega del nuevo mobiliario de todas las oficinas, salas de audiencia y despachos, son los detalles que restan acordar para la mudanza definitiva de todo el sistema penal al Polo Judicial. En esta visita, trascendió la posibilidad de que el traslado se realice durante la feria judicial, para aprovechar esos días de inhabilidad en el fuero. 

Uno de los datos sobresalientes del Polo Judicial es que con su puesta en marcha, el Poder Judicial dejará atrás los traslados de presos desde la penitenciaría a los tribunales.

“Contamos con un presoducto que tiene un avanzado sistema de seguridad y monitoreo que comunica la Estación Transitoria de Detenidos y Aprehendidos (Estrada) con las salas de audiencias en las que los detenidos deben presenciar sus debates. Es decir que no sólo nuestros jueces y empleados tendrán un mejor lugar para trabajar, sino que también la mejora en la calidad del servicio de justicia es para los internos penitenciarios y también para nuestra comunidad, con un lugar que definitivamente va a estar a la altura de nuestros tiempos”, señaló Garay.

Decisión política

A modo de balance, el Titular de la Suprema Corte se refirió a la posibilidad cada vez más cercana de que todo el esquema penal de la justicia mendocina comience a operar en el Polo Judicial y, al mismo tiempo, la implementación del expediente electrónico.

“Con los 7 ministros de la Corte pensamos cuál era nuestra misión para este año e imaginábamos esto: poder inaugurar este edificio nuevo e implementar definitivamente el expediente digital. Este puede ser el año del gran cambio para la justicia en Mendoza. Por un lado, un terreno que era baldío e inseguro, vuelve a la sociedad con un edificio que mejora todo el fuero penal; por otro lado, esperamos sumar la implementación del expediente electrónico que brinda agilidad y transparencia a todo el servicio de justicia que prestamos. Son dos hitos que estamos a punto de lograr gracias a la decisión política. Y en ambos casos me parece importante destacar el esfuerzo de nuestros empleados: el Polo Judicial fue diseñado por arquitectos del Poder Judicial de Mendoza, mientras que nuestras áreas técnicas han tenido gran participación en el desarrollo y puesta en marcha del expediente digital”, cerró Garay.